Breve historia de las asanas

De Patanjali al Hatha Yoga Pradipika

Yoga es uno de los seis sistemas filosóficos de India. A través de cuatro caminos, que suavizan o eliminan la deuda kármica, podemos acceder al Yoga. Estos caminos son: Karma yoga, Bhakti yoga, Jñana yoga y Raja yoga.

El Raja yoga también llamado Ashtanga yoga. Ashta, significa ocho y Anga, cuerpo. Patanjali lo describe como una escalera de 8 peldaños, Yama, Niyama, Asanas, Pranayama, Pratyahara, Dharana, Dhyana, por los que se asciende hasta alcanzar el estado trascendental de la conciencia, el Samadhi. El Raja Yoga o Ashtanga Yoga se divide en:
Hatha yoga o trabajo físico, con asanas y kriya yoga, centrado en los 4 primeros peldaños: yama, niyama, asanas y pranayama.
Raja yoga, o trabajo mental, centrado en los 4 últimos peldaños: pranayama, pratyahara, concentración, meditación y samadhi.
El pranayama es el puente entre cuerpo y mente, por lo que forma parte tanto del hatha como del raja yoga.

Siddhasana

Nacimiento de las asanas

Restos arqueológicos de la primera civilización, -la civilización sumeria en el Valle del Indo, hace unos 6500 años a.n.e-, muestran pequeñas esculturas y tablillas de arcilla con asanas sedentes como siddhasana.
Parece que en los Vedas, aprox. del 2000 al 2500 a.n.e, no hay una referencia concreta a las asanas.

La primera referencia la hace Patanjali, quizá sobre el año 256 a.n.e, en los yoga sutras. Donde explica el objetivo meditativo de la asana.

II: 29. Yama niyama asana pranayama pratyahara dharana dhyana samadhi . Los 8 peldaños del Yoga.
II: 46. Sthira sukham asanam.Asana firme y confortable mantenida por un tiempo con mínimo esfuerzo.

II: 47. Prayatna saithiliananta samapatti hiam . La postura se dómina eliminando la tensión y meditando en lo Ilimitado o infinito.
II: 48. Tato duanduanabhighatah.Conquistada la postura, los pares de opuestos no alteran la mente.

El sistema de asanas tal como lo conocemos hoy día es recopilado o desarrollado por primera vez por Swami Swatmarama en el Hatha Yoga Pradipika, alrededor del año 1360 de n.e. Con el objetivo de facilitar el camino de acceso al raja yoga.


Extractos del Hatha Yoga pradipika:

“ Este es el primer paso para raja yoga. En Padmasana creamos el físico esencial. La columna vertebral se endereza para que el verdadero yoga pueda comenzar ahora. Pero incluso cuando hemos logrado esta postura es como una olla vacía, porque lo esencial aquí se desarrollará solo en la segunda etapa.”  La segunda etapa se refiere a los 4 últimos peldaños.

Y explica que no hay hatha yoga sin raja yoga:

II-76 haṭhaṁ vinā rājayogo rājayogaṁ vinā haṭhaḥ | na sidhyati tato yugmamāniṣpatteḥ samabhyaset. No se puede perfeccionar el haṭhayoga sin la práctica del rāja yoga y viceversa. Se han de practicar los dos hasta que se obtenga la perfección en rāja yoga.

Para Patanjali, asana es la posición correcta en la que permanecer sentado y entrar en un estado meditativo.

En el Hatha Yoga Pradipika Swami Swatmarama amplía el sistema de las asanas, convirtiéndolo en un trabajo de fortalecimiento físico no como un objetivo en sí, sino como una necesidad de facilitar el éxito a la gran mayoría de gente que no puede acceder directamente al Raja yoga. Para ello desarrolla las 84 asanas básicas que conocemos hoy día.

Baddha konasana

Enumeración de las asanas según Hatha Yoga Pradipika

Se describen 16 asanas principales del total de 84 asanas básicas que puede practicar la gente corriente. Svastikāsana, Gomukhāsana, Vīrāsana, Kūrmāsana, Kukkuṭāsana, Uttānakūrmāsana, Dhanurāsana, Matsyendrāsana, Paścimotānāsana, Māyūrāsana, Śavāsana.
De las que Siddhāsana, vajrāsana, Padmāsana, Siṃhāsana, Bhadrāsana son asanas sedentes.

I-39.caturaśītipīṭheṣu siddhameva sadābhyaset | dvāsaptatisahasrāṇāṁ nāḍīnāṁ malaśodhanam. Se ha de practicar siempre siddhāsana ya que purifica los 72.000 nāḍis.

I-41.kimanyairbahubhiḥ pīṭhaiḥ siddhe siddhāsane sati | prāṇānile sāvadhāne baddhe kevalakumbhake | utpadyate nirāyāsātsvayamevonmanī kalā
Si se domina siddhāsana y se logra retener prāṇa, con la práctica de kevala kumbhaka, no son precisas las demás āsanas.

Asana significa pues permanecer sentado de modo firme y confortable para poder concentrarse en el infinito.
El Yoga es intemporal, aunque su origen es muy antiguo, su eficacia es actual.
No todo el mundo puede “conquistar” con facilidad las asanas de meditación. Los dolores y enfermedades son un inconveniente para alcanzar elevados niveles de conciencia. Y como ayuda nace el Hatha yoga, con las asanas y kriyas, a través de la observación y la experiencia de maestros con una sabiduría y sensibilidad muy especial. Desde Yoga/Ayurveda YS queremos recordar que aunque no hay disciplina física más completa que las asanas solo son el principio de algo más. Cualquier pirueta en el aire no es una asana.

La hidratación combate el envejecimiento

El poder hidratante del agua

El poder hidratante del agua

La hidratación lucha contra los signos de envejecimiento. Al nacer nuestro cuerpo tiene un 80% de agua y en la edad adulta bajamos a un 60%. El papel del agua es vital en las funciones corporales. El agua además de hidratar, elimina desechos, lleva los nutrientes al interior de la célula, lubrica las articulaciones, en resumen, es imprescindible.  

Los refrescos, cerveza, zumos… no pueden sustituir al agua

 El estómago  se protege de la sequedad con un revestimiento mucoso gracias a la acción de la dosha kapha. Cuando más sequedad hay más protección mucosa se necesita. Ese exceso es el que provoca náuseas y hace que sea muy desagradable y hasta angustioso beber agua. 

La hidratación ha de ser constante ya que la pérdida de agua también lo es. No solo la eliminamos por el sudor o la orina, la perdemos también al digerir los alimentos, incluso al respirar. La falta de sensación de sed es, justo, un síntoma de falta de agua. En este punto el cuerpo ya está tan acostumbrado a la escasez de agua que ya no da señales de alarma, lo que se convertiría en deshidratación crónica. 
El  té , los refrescos,  los zumos, la cerveza, por el hecho de ser  líquidos no sustituyen al agua.  De hecho  el aumento de azúcar y de alcohol en la sangre  provocan un efecto deshidratante. 

No hay alternativa, el cuerpo necesita hidratarse  con agua pura y cristalina. 

Hay que buscar el equilibrio porque un exceso de agua tampoco es recomendable

 Beber demasiado tampoco es aconsejable porque impide una correcta digestión al diluir en exceso los jugos gástricos. Esto crea una mala digestión y por tanto una mala absorción de nutrientes con las consabidas consecuencias de gases, hinchazón abdominal,etc. El exceso también puede provocar un desequilibrio o baja concentración de sales minerales.

Recomendaciones

•No beber en las comidas, sobre todo si son bebidas frías. 

•La cantidad adecuada dependerá de los hábitos, constitución y estación del año. Puede estar  alrededor de 1,5 a 2 litros al día. Los excesos ni con el agua son buenos. 

•Beber una hora antes de las comidas y una hora o dos después. Así hidratamos, pero, no se reduce la fuerza de los jugos gástricos.

•Hay que beber a lo largo de todo el día. Hacerlo poco a poco, dejando que el cuerpo la asimile. 

•No sirve beber en un espacio de minutos dos grandes vasos y luego no beber  más en todo el día.

•También nos hidratarnos, de una manera indirecta, a través de la oxidación de las grasas. No se pueden suprimir así como así las grasas en nuestra dieta.

•También aportan agua las frutas y verduras. La mayoría tienen una media de un  85% de agua. El pepino puede ser el que más agua contiene con un 96%.
 

Seguramente la hidratación reducirá, en gran medida, muchas molestias que se confunden con síntomas de otras enfermedades y puede que solo sea falta de agua. Recuerda que  importa la cantidad, calidad y regularidad de cómo bebemos el agua. Con mis mejores deseos desde Yoga/Ayurveda YS  bebe, respira, medita.

El arte de respirar

El estrés, las emociones, un abdomen hinchado, estar encerrados en edificios ventilados artificialmente o poco ventilados repercute en la calidad de la respiración. El aire natural que respiramos además de oxígeno y otros elementos trae prana, imposible de sustituir artificialmente. No se puede definir como un elemento conocido pero viaja en el aire junto al oxígeno. Los rishis definieron el prana como energía vital.

Aire puro frente el mar, una fuente de salud

Piensa un segundo en el aspecto saludable de un trabajador del campo y compáralo con un trabajador de oficina. La diferencia no solo está en la posibilidad de tomar el sol sino en la de absorber prana. Trabajar en un lugar con ventilación cerrada supone la obligación de estar al aire libre el máximo posible para compensar la carencia. Pranayama es el arte de respirar por excelencia y nos ayuda a recuperar la calidad y cantidad respiratoria que disminuye por nuestro estilo de vida.

Respirar adecuadamente, debido a la acción del diafragma, beneficia estructuralmente a la columna vertebral. La columna se alarga más en la relajación que en el esfuerzo. Sobre todo se alarga más con la respiración adecuada, que abre el espacio necesario entre las vértebras para evitar la tensión y presión excesivas. Los problemas lumbares podrían agravarse por una exhalación deficiente que al ser corta y superficial apenas permite la elongación de la columna.
Otro beneficio que aporta la respiración adecuada es que quema grasa. Cuanto mas oxígeno usa el cuerpo más grasa quema. La grasa contiene oxígeno, carbono e hidrógeno y cuando el oxígeno que inhalamos llega a las células de grasa las descompone en carbono y agua.

Con mis mejores deseos desde Yoga/Ayurveda YS te propongo que te dejes llevar por manos expertas para iniciarte en la práctica del pranayama. Así obtendrás todos sus beneficios.